22 enero, 2018

Tres horas de chicanas sobre Venezuela y Maldonado en la sesión del HCD

Sin agenda sobre los problemas de la ciudad

Antes de las PASO, los legisladores se desvían del debate local.

El oficialismo, compuesto por la UCR y el PRO, impuso el tema Venezuela durante la última sesión ordinaria del Concejo Deliberante antes de las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias, ocultando el foco de atención sobre la agenda serrana.

Durante casi 3 horas, el lunghismo evitó discutir el déficit en distintos puntos de la cuestión económica, social, ambiental y política de Tandil, para reproducir la agenda de los grupos mediáticos hegemónicos y su mirada sobre el país caribeño, sobre el que se escucharon largas alocuciones.

La estrategia se formalizó mediante un proyecto de resolución para “repudiar las violaciones a los DDHH en Venezuela y bregar por una salida pacífica y democrática” al conflicto.

La encargada de instalar el asunto de política internacional fue la concejal radical Carolina Gutiérrez, que durante su exposición castigó el régimen de Nicolás Maduro, las “violaciones a los DDHH” en la república bolivariana y la necesidad de solidarizarse por los muertos y la violencia.

Luego refrendaron su posición los correligionarios Nora Polich, Adolfo Loreal, Marcos Nicolini, junto al macrista Pablo Díaz Cisneros, ya trabajando en tándem dentro del espacio “Cambiemos”.

Por el lado de la oposición, Corina Alexander (PJ) hizo varias intervenciones para reclamar la aparición con vida del joven desaparecido Santiago Maldonado, detenido hace 10 días por la Gendarmería Nacional durante una protesta mapuche en Chubut.

Los radicales sacaron una carta obvia: Jorge Julio López, desaparecido durante la era kirchnerista, testigo clave en los juicios por delitos de lesa humanidad.

A todo esto, el edil Darío Méndez (Unidad Ciudadana) junto a Rogelio Iparraguirre decidieron abandonar el recinto. Mientras que María Eugenia Poumé (FPV) se quedó para enfatizar en la necesidad de encontrar con vida a Maldonado, desaparecido en democracia.

Pablo Bossio (PJ) apoyó la defensa de los Derechos Humanos en Venezuela y le pareció correcto dialogar del tema en el recinto legislativo local. “El CELS repudió también lo que está pasando en Venezuela”, citó.

Mientras tanto, otra vez se cruzaron en largos discursos los legisladores oficialistas y opositores en torno a la última dictadura cívico militar, la Triple A y la violencia política en la historia argentina.

“Hubo concejales que apoyaron a Maduro y hoy no están presentes”, disparó Bossio en dirección a Iparraguirre y su par Méndez, otrora compañeros en el Frente para la Victoria.

“Alfonsín dijo que el límite era Macri, quiero recordárselo a los correligionarios”, prosiguió el presidente de Santamarina retroalimentando este debate autocalificado como “ideológico”.

La sesión terminó sin lograr los consensos en torno al proyecto de resolución, con una chanza del presidente del cuerpo, Juan Pablo Frolik: “como dijo (Osvaldo) Terni en campaña, que temita”. Sonriente el letrado dio por concluida la reunión.

 

 

 

 

 

Comentarios

Comentarios