22 noviembre, 2017

Tandil pidió la emergencia y/o desastre agropecuario a raíz de las inundaciones

Con el agua al cuello

Francisco Gándara y Matías Meli trazaron un panorama "preocupante".

Francisco Gándara, director de Asuntos Agropecuarios del municipio, indicó que Tandil solicitó a la Provincia la declaración de emergencia o desastre agropecuario en virtud de las inundaciones que afectan a distintos cuarteles del partido.
La comisión de emergencia agropecuaria inició el trámite y falta la respuesta de la Mesa Provincial de Emergencia.
“Vemos que el fin de semana pasado, con 80 ó 90 mm de precipitaciones, agravó la situación de los campos más bajos. Además del escurrimiento, hay gente que recibió 1.500 milímetros en lo que va del año y encima absorbe el agua de campos ubicados más arriba”, explicó el funcionario comunal.
También recomendó a los productores locales “que se acerquen al municipio a comentar sus problemas. Si su chacra fue afectada en más del 80 % no pagarán impuesto inmobiliario”, enfatizó.
Se trata de una ayuda más al problema de los productores que tuvieron pérdidas en materia ganadera y agrícola, los que “deben abonar los impuestos y quizás no pueden sacar los terneros o mover la producción”, dijo Gándara a AM 1560.

“LA SITUACION ES COMPLICADA”

El concejal Matías Meli (Cambiemos) agregó que la situación “está bastante complicada sobre todo en los cuarteles lindantes a los partidos de Rauch, Azul y Ayacucho, donde se rompieron los caminos, y el límite con Quequén, atrás de La Numancia, también es problemático”.
La orilla de los arroyos registraron desbordes significativos: “el Chapaleofú grande y chico, tanto desde la zona de Barker como Vela, vienen muy cargados de agua y arrastran a los caminos, alambrados y cultivos, ese caudal está yendo para La Pastora, Egaña, De La Canal y Rauch”, diagnosticó el edil.
Sobre el futuro inmediato, Meli especificó que “el panorama es incierto y se dejaron de sembrar muchas hectáres de la fina, y la gruesa está empezando, pero en muchos potreros no se puede entrar a fumigar”.
“Lamentablemente se esperan más lluvias para el fin de semana y lunes, esperemos que no sean muchos milímetros, y que con estos días de sol se sequen un poco los campos”, añadió el legislador.
Sobre los tambos, subrayó que sufren “los caminos y callejones, muchos campos están bajo agua y se redujeron los litros de leche, las usinas de Tandil están preocupadas. Tengamos un poquito de esperanza de que el clima mejore, pero las producciones intensivas, como la lechera, son las quedan afectadas”.

Comentarios

Comentarios