23 octubre, 2017

Cavallaro, el futbolista que toma el ejemplo de Del Potro para intentar salir de su pesadilla

Juan Ignacio Cavallaro tiene, apenas, 23 años. El deporte lo apasiona. El fútbol, sobre todo, claro. En definitiva, allí está su profesión. Nacido en Paraná, Juani tiene muchos sueños. Algunos de los que tenía en la infancia ya los pudo cumplir. Jugar en primera fue uno que logró plasmar (actuó en Unión de Santa Fe, San Lorenzo, Liga de Quito y Estudiantes). Hasta pudo vestir la camiseta del seleccionado argentino (actuó en el Sub 20 que ganó el torneo de Alculdia 2012 y también integró el equipo que disputó el Sudamericano 2013 en nuestro país). Pero desde fines del año pasado su vida deportiva es una pesadilla. Jugando en el equipo platense, recibió una patada en la rodilla derecha que le dañó los ligamentos cruzados y debió operarse. Con mucho esfuerzo, volvió a jugar a los cuatro meses, pero la rodilla se le siguió hinchando y provocando dolores agudos. Finalizado su préstamo con Estudiantes, regresó al Ciclón, pero en julio debió ingresar nuevamente en un quirófano. Hoy, tiene muchos miedos y, más allá de una rehabilitación que le demandará de seis a nueve meses según los médicos, no sabe si podrá volver a jugar con libertad.
A Cavallaro le gusta mucho el tenis. De hecho, suele practicarlo cuando está de vacaciones en Paraná. Es, especialmente, un gran admirador de Juan Martín del Potro. Por ello, toma el ejemplo de superación del tenista tandilense como un impulso, como una suerte de incentivo para continuar luchando, para no bajar los brazos. Enterado de la publicación del libro “El Milagro Del Potro”, escrito por el periodista Sebastián Torok y presentado en el Salón Blanco del Palacio Municipal a fines de junio pasado, el futbolista compró la obra. Leyó las primeras páginas y se largó a llorar, emocionado. Se sintió totalmente reflejado.
“La idea de comprar el libro me surgió, más allá del fanatismo que tengo por Delpo, porque sabía por lo que había pasado y yo ahora estoy en un momento parecido, porque me tocó pasar por dos operaciones de rodilla seguidas y la verdad es que se me pasan muchos miedos por la cabeza. No sé si voy a volver a jugar, en qué nivel lo voy a poder hacer, si la rodilla me va a responder, si voy a tener dolores. Y la verdad es que me interesaba saber más de la vida de Juan Martín y, más que nada, cómo hizo para volver a jugar al tenis en un nivel increíble”, explica Cavallaro, desde Paraná, donde llegó para descansar un poco antes de volver a ver a los médicos en Capital Federal.
El mediocampista ofensivo profundizó sobre su lectura de la biografía de Del Potro: “Voy leyendo cada 30 páginas, pero la primera vez no pude leer más, se me caían las lágrimas. Cuando leí que en sus momentos de incertidumbre estaba tirado en su cama sin querer levantarse, me veía tan reflejado que me hacía llorar. Es algo increíble cómo hizo Delpo para volver. No quiero que termine nunca el libro. También me había conmovido cuando se conoció el video en el que él estaba caminando en la cinta y le mandaba un mensaje a los amigos. Es algo increíble”.
En los últimos días, el jugador publicó en su cuenta de la red social Instagram (@juanicavallaro) una foto en la que se observaba su rodilla con elementos de kinesiología, un mate y un ejemplar de “El Milagro Del Potro”.
En el futuro, Cavallaro tiene como desafío presenciar un Grand Slam en vivo. Y si es uno en el que juegue la Torre de Tandil mucho mejor. “Me encantaría poder conocer a Juan Martín alguna vez y que me cuente cómo hizo para sacar fuerzas desde adentro. Yo tengo muchos miedos. Me dieron de seis a nueve meses de recuperación, estoy complicado… Pero con ejemplos de superación como el de Juan Martín a uno le da esperanzas de que todo es posible”, sueña el futbolista, con los ojos abiertos, tratando de fortalecerse en un difícil momento.

Comentarios

Comentarios